Valeria Zamora

Siempre quise realizar un intercambio para poder aprender culturas y costumbres distintas, conocer a gente nueva con diferentes ideales y distintas formas de expresar el diseño. Escogí Europa porque considero que es el lugar que reúne dichas características, no sólo por su gente sino también por su historia y por el gran legado que las poblaciones han dejado al mundo en ámbitos artísticos, culturales, arquitectónicos, sociales, etc.

Al llegar al Centro Universitario de Diseño de Barcelona (BAU), como todo alumno nuevo, tuve inseguridades y miedos pero mis compañeros desde el primer día me acogieron con gran calidez y disposición de ayuda, logrando hacerme sentir cómoda al instante.

La dinámica de estudio y la relación entre profesor-alumno es muy parecida a UCAL, por ser una universidad pequeña todos se conocen y se aprecian mucho. El aprendizaje es continuo, no solamente el académico sino también el cultural, ya que uno se tiene que adaptar a diferentes formas de pensar y distintas maneras de desarrollar un proyecto en un país con otras reglas, normas y hábitos.

La ventaja de vivir en una ciudad como Barcelona es que con sólo salir a la calle se puede vivir y tocar el diseño, se aprecia de cerca y se interactúa con el mismo, por lo cual muchas clases son dictadas fuera. Esta facilidad causa emociones y sensaciones las cuales se ven reflejadas en la formalización de un proyecto más real, causando impacto en el usuario.

Participar del programa de intercambio desarrolló también mi autonomía y responsabilidad y me permitió adquirir madurez.

Esta experiencia ha sido muy enriquecedora y me hizo cambiar mi manera de ver el diseño para dejar huella en la sociedad y en las personas.

Valeria Zamora 
5to ciclo | Arquitectura de Interiores
Universidad de destino: CENTRO UNIVERSITARIO DE DISEÑO DE BARCELONA  – BAU
Fecha: Octubre 2015 a Febrero 2016
País: España

 

Inscríbete aquí